InicioEntrevistasPersonalidadesVictoria Hohenlohe, la duquesa con más distinciones nobles

Victoria Hohenlohe, la duquesa con más distinciones nobles

- Publicidad -

«La heredera del ducado de Medinaceli es la mujer española con más distinciones de nobleza y pertenece a una de las casas con más tradición nobiliaria del país», así lo explica el diario español El País.

Y lo continua la publicación Mujer Hoy: «La de Medinaceli es una de las casas nobles más antiguas e importantes de Europa, descendiente del rey Alfonso X el Sabio. La actual Duquesa de Medinaceli –la número XX–, con grandeza de España, es una joven de 24 años, de ascendencia germano-española, que ostenta el título de princesa, con tratamiento de Alteza Serenísima, por su pertenencia a la casa Hohenlohe-Langeburg». Se trata de Victoria Hohenlohe, la duquesa con más distinciones nobles de España.

Procedencia de sus títulos nobiliarios

Lo cierto es que han pasado casi ocho años desde que Victoria Eugenia Fernández de Córdoba y Fernández de Henestrosa, familiarmente conocida como Mimi de Medinaceli, XVIII Duquesa de Medinaceli, con 42 títulos nobiliarios, 11 de ellos con Grandeza de España, falleciera a los 96 años en la sevillana Casa de Pilatos.

Y, según publicó el Boletín Oficial del Estado (BOE) en 2017, a su bisnieta Victoria, le fueron concedidos tres de sus títulos: el marquesado de Cilleruelo, el de San Miguel das Penas y el condado de San Martín de Hoyos, en ese mismo año.

Estos títulos se suman al condado de Ofalia (que llevó su abuela Ana de Medina y que su padre en vida le concedió a ella), y al ducado de Medinaceli, que Victoria reclamó cuando todavía lloraba la muerte de su papá.

Aunque sobre estas cuestiones siempre hay discrepancias, el rango actual de Victoria, como XX duquesa de Medinaceli y descendiente directa de los Reyes de Castilla, es más elevado que los de Alba y Medina Sidonia, según explica la ABC.

La primogénita de Marco de Hohenlohe

Victoria tenía solo 19 años cuando heredó el título de su padre, Marco de Hohenlohe, como primogénita. Él a su vez lo había recibido de su abuela materna, Mimi de Medinaceli, abuela también de los mediáticos Rafael y Luis , Medina.

El padre de Victoria era hijo de Ana Medina, hija de la duquesa, también fallecida. De hecho, Ignacio, duque de Segorbe, es el único de los hijos que vive. Está casado con María Gloria de Orleans y Braganza, prima hermana del Rey emérito, don Juan Carlos.

Victoria, junto a su padre Marco.

Los orígenes de Victoria

Nació en Málaga pero ha pasado la mayor parte de su vida fuera de España, en Munich, con su madre Sandra Schmidt-Polex, divorciada de su padre, Marco Hohenlohe-Langeburg, XIX Duque de Medinaceli. Su padre falleció repentinamente en 2016 por las secuelas de un grave accidente de moto que sufrió años atrás.

Ella, actualmente sigue sus estudios de Relaciones Internacionales en el Instituto de Empresa de Madrid, donde reside en un apartamento con varias amigas, mientras termina su formación. Cada poco tiempo acude a Sevilla, la ciudad de su familia paterna.

Tiene 24 años, recién los cumplió en Marzo. Quien la vea pasear por la ciudad con las bolsas étnicas en las que lleva sus libros, difícilmente podrá llegar a imaginar de quien se trata. Es prudente, cercana y algo tímida, no lleva bien ser centro de atención, aunque tiene un gran sentido de la responsabilidad. Aunque adora Sevilla, no es aficionada a la Semana Santa Sevillana. Pero uno de sus pasatiempos favoritos es acudir al hipódromo de Madrid. También le gusta el esquí.

Uno de sus mayores apoyos es su hermano Alexander, tres años menor que ella, y que ha heredado los títulos de Duque de Ciudad Real y Marqués de Navahermosa. El joven ha pasado un tiempo en Irlanda, pero su contacto con Victoria ha sido constante, según explica Mujer Hoy.

Sus pocas apariciones públicas

La primera vez que se mostró en público fue, de riguroso luto, en la misa funeral por su padre. Padre e hija estaban muy unidos y Victoria acudía todos los veranos a Sevilla a pasar unos días de vacaciones, hasta que la joven se instaló en España en 2014, cuando su padre se convirtió en el XIX Duque de Medinaceli. Pero, si por algo destaca Victoria es por su discreción. 

Casi no acude a actos sociales. Ha asistido a alguna boda familiar, y a la de los Duques Huéscar, en el Palacio de Liria, hace dos años. Pero no suele utilizar joyas familiares. Su seña de identidad son los conjuntos de aire “boho”, con sombreros de estilo años veinte y complementos de bisutería, agrega el portal femenino. 

-Publicidad -
Natalia Nachon
Entrevistadora, Escritora sobre Estilo de Vida & Columnista de Moda y Belleza en un espacio heterogéneo, elegante y creativo; donde el amplio mundo de la "mode" es el gran protagonista #PSITSFANCY.
ARTÍCULOS RELACIONADOS

INSTAGRAM