Inicio Whispers La herencia personal de Felipe de Edimburgo

La herencia personal de Felipe de Edimburgo

Felipe de Edimburgo

¿Poseía Felipe de Edimburgo fortuna? Tras los problemas de su familia destronada y exiliada, el príncipe no poseía patrimonio personal digno de mencionar hasta que se casó con la futura reina. Incluso las pocas joyas que había conseguido sacar de Grecia su familia durante el exilio se usaron para el regalo de compromiso con Isabel. Y, sin embargo, se estima que ha muerto con una fortuna cercana a los 12 millones de euros, muy alejada de los 25 millones de euros que le atribuían algunas fuentes.

¿Quién le heredará?

Presumiblemente, la reina. Por una cuestión tanto de tradición como de pragmatismo. Los royals británicos tienen la costumbre de dejarle todo a la persona más cercana, y que ella se encargue de repartir. La realeza británica tiene una cierta aversión a los impuestos. Como se refiere el portal de Vanity Fair, al favor que el primer ministro John Major le hizo a los royals cuando reguló sus salarios, propiedades y declaraciones de Hacienda en 1993. Y muy concretamente, del agujero por el que pueden evitar pagar el impuesto de sucesiones británico. Porque sí, la realeza británica tiene su propia cláusula para no pagar dicha tasa (que en este caso, podría suponer entre el 36 y el 40% de la fortuna de Felipe, muy por encima de los tipos máximos de España).

Felipe de Edimburgo

De hecho cuando falleció la reina madre Isabel Bowes-Lyon, la familia se acogió a esta cláusula, para evitar que los 70 millones de libras en los que estaba valorada su fortuna, sufrieran los descuentos de Hacienda.

¿Cuánto dinero tenía Felipe de Edimburgo?

Tenía un sueldo público, fijado por la Ley del Sovereign Act de 2011 en 359.000 libras esterlinas al año. Es decir, 415.000 euros al año. Un sueldo que el propio Gobierno británico ha reconocido que siguió cobrando desde que dejó la vida pública para perderse en los bosques de Sandringham en otoño de 2017. Desde 1952, de donde vino la primera ley que regulaba más o menos de forma coherente el sueldo de los royals en activo, es posible que tuviese un salario equivalente, aunque menos público y menos fijado. Por mucho que hubiese ahorrado (Felipe tenía la misma fama de tacañería que arrastra su hijo) no da para hacerse un fortunón.

Felipe no tenía negocios propios, no tenía un Ducado propio y por ende, no tenía la posibilidad de ser tan rico como muchos estiman que lo era.