InicioEntrevistasLibro Infantil: "Las bestias de Ivan"

Libro Infantil: «Las bestias de Ivan»

Por María Teresa Ruiz de Catrain

“Es una iniciativa de la Fundación Ivan Tovar la que me invita a crear un texto infantil sobre el artista o su obra. Un compromiso a proteger con rigor el imaginario de los niños y la obra del artista. Un tema e ilustraciones de adultos llevado al mundo infantil juvenil, muy desafiante…”

Imágenes: Cortesía de la Fundación Tovar

CREATIVIDAD.

¿Hacer un cuento de niños del Bestiario de Tovar no debió ser tarea fácil. -Me podría decir, ¿cómo surge esta idea?

Es una iniciativa de la Fundación Ivan Tovar la que me invita a crear un texto infantil sobre el artista o su obra. Seguido pensé: ¡Imposible! No son el arte, sobre todo el surrealista, ni los caminos de la mente, mis fortalezas. Además, es una obra pensada y creada para un público totalmente adulto. No creo que pueda hacerlo.

Pero no se rindió…

No, me propuse estudiar al artista y su obra hasta que me detuve en el Bestiario de Tovar, obra que me llevó a repasar los clásicos bestiarios de nuestra historia para comprobar que cada Bestiario fue creado por plumas y pinceles de iluminados y grandes artistas; habitantes de un universo paralelo, negado a nosotros, los simples mortales. 

Las bestias de Ivan

¿Algún temor en particular en la realización del cuento?

Más que temor, un compromiso. El compromiso de proteger el imaginario de los niños y, a la vez, la obra del artista. 

¿Algunos de los Monstruos/ bestias que el artista señala fue especial para usted?

Todas y ninguna, se convirtieron en puente para la narrativa, pero no son las protagonistas, pues, como son irreales, solo se asoman y desaparecen. ¿Surreal, verdad?

¿Cómo fue entonces el proceso creativo?

Primero fue estudiar el Bestiario, que me hacía evocar un sentimiento tan antiguo como el tiempo: el miedo, un miedo universal del que nadie se escapa.

Medité sobre mis miedos, los de mis hijos, mi nieta… hasta que una voz interior me recordó aquellas palabras que todos llevamos grabadas: No apagues la luz, tengo miedo.

Me propuse crear un cruce, literario y humano, de caminos encontrados que en ese momento aún no me indicaba hacia dónde nos habría de guiar.

¿le dirigieron los personajes?

Por supuesto, siempre sucede. Son dueños de sus historias, solo les permitimos, a través de nuestros escritos, que las cuenten.

¿Cuál es el argumento de la obra?

Es la historia paralela de dos niños llamados Iván que durante su infancia sintieron miedo. Una historia que va, poco a poco, desmitificando las bestias o los pensamientos que las crean. Pienso es un camino por los laberintos del pensamiento, sentimiento y las emociones que todos sentimos ante lo desconocido.

¿Por qué decide ponerle al niño el mismo nombre que el artista?

Porque todos los niños, se llamen Iván o no, son iguales. Una suerte de colocar mis personajes en un universo infantil igualitario. Ver a los niños como son, niños.

¿Dónde ubicaría el punto narrativo donde se puede aprovechar más el momento para captar la atención interés del niño y por qué? 

Cuando la madre de Iván comienza a narrar la vida del otro Iván. Había una vez… Justo en ese momento el niño puede manejar el tema, pues se trata del miedo del otro, no del mío.

Vemos que el libro tiene licencias literarias.

Cierto. Es debido a que el artista, dentro de su obra, además de hacerse dueño de la imagen, fue dueño también de la palabra. Respeté sus licencias y asumí otras que el niño irá descubriendo.

¿Acompaña este libro un hermoso y atractivo glosario? cuéntenos.

Es el arte, sobre todo el surreal, una cantera de palabras y términos que me parecen un tanto difíciles o desconocidas para los niños. Pretende el glosario servirles de ayuda.

¿Cuáles fueron los momentos más complejos en la realización del cuento ? ¿Alguna inquietud durante la creación?

¡Uy sí! Muchas, pues a veces confundía los sentimientos de los personajes con los míos y con los de la niña que algún día fui.

Veo que  usted toca el tema de la discriminación.

Cuando escribes “miedo de asustar, miedo a no ser aceptados, a no ser escuchados y más triste aún, a no ser amados”.

Sí, y es mi deseo recordarles a mis lectores que el rechazo al diferente, a aquel que no se parece a mí, es mucho más feo que la fealdad de las bestias que nos asustan. 

Igual toca, con mucha sutileza el tema de la muerte. Explíquenos.

Es imprescindible abordar el tema, pues toda nuestra vida consiste en separaciones y, a pesar del dolor, inevitablemente existen las despedidas.

Dentro de toda su producción literaria, ¿cuáles son los temas trabajados hasta el momento? ¿Alguna preferencia? ¿Por qué?

He trabajado el epistolario, la narrativa, el cuento infantil, el monólogo, la investigación… Tengo preferencia por los temas históricos, me apasiona la historia, este obliga al rigor, a la prudencia.

¿Algún mensaje para nosotros, los adultos, que guiamos la vida de los niños?

A nosotros, quienes alguna vez hemos sentido temor, por favor no apaguemos la luz. Que permanezca por siempre y para siempre encendida, hasta tanto, aquella luz interior que les brinda seguridad y paz a nuestros niños, les permita amigarse con sus fantasías y puedan mañana iluminar el camino de la próxima generación que algún día serán sus niños.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
-Publicidad -

WHISPERS

El polémico comentario del príncipe Harry sobre Isabel II

Cada vez que el príncipe Harry o Meghan conceden alguna entrevista, caen en la polémica, intencional o no, es...

INSTAGRAM

MÁS HISTORIAS

- Publicidad -