Inicio Entrevistas -Portada- Felipe de Borbón: ‘Yo encarno una monarquía renovada para un tiempo nuevo’

Felipe de Borbón: ‘Yo encarno una monarquía renovada para un tiempo nuevo’

felipe

El carácter reservado de Felipe y su capacidad de autocontrol, le otorgan un aire de hermetismo al monarca,  que ha forjado su propia identidad, rompiendo con el pasado y mostrándonos a un rey con franca determinación de forjar una monarquía renovada.

‘Me lo repetía a mi mismo: ¡A la tercera va la vencida!’, confesó hace algunos años, el rey Juan Carlos, príncipe de España en ese entonces, refiriéndose a la ilusión y la corazonada que aguardaba de que su tercer hijo fuera varón.

Y como si la divinidad hubiese escuchado las suplicas de don Juan Carlos I, el 30 de enero de 1968, llegó al mundo el esperado niño, bautizado como Felipe Juan Pablo Alfonso de la Trinidad de Todos los Santos, en memoria del primer Borbón que reinó en España. Felipe, es el primer monarca que ha sido príncipe de Asturias y el primer rey en nacer en España desde su bisabuelo, Alfonso XIII, ya que su padre nació en Roma.

Reflexivo, tranquilo y sereno, Felipe tuvo una preparación con los mejores maestros de España y del mundo. Estudió en el colegio Santa María de los Rosales, el mismo donde estudian sus hijas Leonor y Sofía y al finalizar la educación secundaria, realizó un curso de preparación universitaria en Canadá, en el instituto Lakefield College, para posteriormente iniciar su entrenamiento militar en las academias y escuelas de los tres ejércitos durante tres años.

El ingreso a la escuela militar fue fundamental para moldear el carácter tranquilo del príncipe de Asturias, Gerona y Viana, quien a pesar de los constantes campamentos de verano, no podía vencer las dificultades para socializar, aunque desde adolescente, disfrutaba de las actividades náuticas en Palma. Afición marinera que ha permanecido en sus gustos y que surgió de aquellos años de adolescencia cuando regateaba con sus primos, los hijos de Constantino y Ana María de Grecia.

Estudio Derecho en la Universidad Autónoma y meses después, viajó a Estados Unidos, para realizar un máster en Relaciones Internacionales en la Escuela Edmund A. Walsh de la Universidad de Georgetown en Washington D.C. Felipe se preparó para la gran responsabilidad que le esperaba: convertirse en el rey de España.

Felipe

‘Muchas veces nos olvidamos que el activo más sólido, el activo mayor con el que contamos es nuestra gente. La sociedad española en su conjunto’.

Aficiones de Felipe VI

Además de su amor por los barcos y las regatas, como su padre, el rey emérito, Felipe habla seis idiomas: alemán, inglés, francés, euskera, catalán y español, es amante de los vehículos, las motos, el billar, el squash, el esquí y la lectura.

felipe

De hecho, su relación con los carros inició antes de cumplir los 18 años, con el obsequio de su padre, un Seat Ibiza 1.5 hecho a la medida. El segundo lo compraría Felipe con su dinero; un Volvo 480 ES Coupé. Aunque su gusto es más discreto que el de su padre, con el pasar de los años, se le ha fotografiado con al menos 11 coches. BMW Serie 7, Mercedes Clase S, Ford C-Max, Seat León ST, Seat Alhambra, Lexus RX 450h, Audi8, son algunas de las marcas que forman parte de la colección del rey.

Felipe

Sus amores

Sus ojos claros y sonrisa encantadora, lo colocaron en diversas ocasiones en las listas de los hombres más atractivos del mundo. Apodado por la prensa como ‘soltero de oro’, antes de Letizia, mantuvo relación sentimental con: Victoria Carvajal, Isabel Sartorius, Gigi Howard y la noruega Eva Sannum, además de un breve romance con Inés Sastre y Adelaida de Orleans.

La historia de Felipe y doña Letizia, fue fraguada en secreto, al menos eso indican las crónicas que señalan que la pareja se conoció en una reunión tramada por don Felipe, a la cual ella acudió como periodista y presentadora de los informativos de TVE. La química fue instantánea y los encuentros y reuniones de ambos se comenzaron a llevar a cabo en embajadas, para ocultarse de la prensa. El 1 de noviembre de 2003, la Casa Real anunció el compromiso: El príncipe le había pedido matrimonio a Letizia, en el interior de su Audi azul blindado.

felipe
felipe

El enlace se celebró el 22 de mayo del año 2004 y constituyó la primera boda de Estado en 50 años, celebrada en la Catedral de la Almudena de Madrid, siendo considerada un evento histórico.

Felipe

Proclamación como Rey de España y futuro

‘Tendrán en mi a un rey que sabe escuchar’

El 19 de junio de 2014, en un acto solemne celebrado en Las Cortes, Felipe VI fue proclamado rey de España, tras la abdicación de su padre, Juan Carlos I, después de 39 años como monarca. Convirtiéndose así, Leonor, princesa de Asturias, en la heredera más joven de Europa. La emoción y el afecto envolvieron el memorable evento que tenía como actor principal al rey. Su primera intervención como monarca, dejó entrever con simplicidad, los propósitos y principales compromisos de su reinado.

Felipe

‘Deseamos una España en la que no se rompan los puentes de entendimiento. Quiero reafirmar mi fe en la unidad de España, que no es uniformidad. En esa España unida y diversa, basada en la igualdad de los españoles, cabemos todos, caben las distintas formas de sentirse español’.

Hoy, a solo unas semanas de que su padre, el rey emérito Juan Carlos I decidiera exiliarse lejos de España, el futuro es incierto para su majestaf y es que la institución que encabeza, afronta su peor crisis en 40 años. La decisión de su padre de abandonar el país, para que su hijo reine en tranquilidad, abre un escenario de inestabilidad institucional. A pesar de que no ha sido declarado culpable, la acusación de manejo de dinero en el extranjero ha colocado en el ojo de la prensa internacional a la monarquía española.  

El gesto de rey emérito, implica grandeza y amor por su patria, figura clave en la Transición y hacedor de la democracia en España. A pesar de que ha sido una decisión tardía, el daño cometido a la Hacienda Pública apunta a que el próximo paso podría ser una regularización fiscal y en este momento en que España atraviesa por uno de los momentos más difíciles, con cuatro crisis a cuestas – sanitaria, económica, social e institucional- el horizonte es bastante incierto y es algo que Felipe VI tiene conocimiento.

La situación para el actual monarca es emocionalmente delicada porque, si hoy ejerce como rey, es gracias a su padre. Pero el gran reto que enfrenta es lograr que los españoles sientan y reconozcan, nuevamente, la importancia que ha tenido la monarquía en los años de democracia del país y cambiar esta visión puede que sea la parte más difícil.

A pesar de que Felipe no se encuentra implicado en ninguno de los negocios de su padre, él continuará ostentando la Jefatura del Estado, esto mientras cuente con el apoyo de los dos grandes partidos. Es posible que don Juan Carlos pierda su rango y titulación actual de rey y quizás pasé a tener un rango menor, pero si de algo estamos seguros es que Don Felipe se ha ganado con creces la continuidad de la institución.