InicioEntrevistasLa famosa Perla Peregrina que perteneció a Elizabeth Taylor

La famosa Perla Peregrina que perteneció a Elizabeth Taylor

La Perla Peregrina es una de las joyas que más ha causado polémica. Esta perla en forma de gota de agua fue propiedad de Elizabeth Taylor, pero antes perteneció a las joyas de la corona de España.

Richard Burton, quien protagonizó junto a Liz una de las relaciones más turbulentas y delirantes de Hollywood, se la obsequió en los años sesenta a la actriz. La pareja comenzó su romance en Roma en 1962 durante el rodaje de ‘Cleopatra’, una de las producciones más cara de la historia (44 millones de dólares).

Elizabeth Taylor y la legendaria perla

Hoy se cumplen diez años de la muerte de la mítica actriz, la tempestuosa diva de ojos violeta que logró cautivar al Hollywood de la época dorada y que rememoramos con aquella famosa prenda que fue descubierta en el 1515 por un esclavo en Panamá.

Elizabeth Taylor

Esta perla fue ofrecida por Diego de Tebes al Rey Felipe II de España. Fueron muchas las reinas españolas que fueron inmortalizadas con la preciada joya, entre ellas Julia Clary, esposa de Bonaparte. A su muerte, Napoleón Bonaparte fue el heredero de la Perla Peregrina, quien al parecer terminó vendiéndola por motivos económicos.

Es posiblemente de esta manera que terminó en las manos del marqués de Abercorn en 1848.

A principios del siglo XX la familia Abercorn vende la Perla Peregrina a una joyería inglesa. Y de esta forma, la joya estuvo en manos de coleccionistas de joyas, hasta 1969, cuando salió a subasta.

Al parecer, la Casa Real Española quiso detener esa subasta indicando que la Perla Peregrina que se ofrecía no era auténtica y mostrando otra perla similar, que formaba parte de las joyas de la corona de España. Se trataba de una perla que regaló Alfonso XIII a su mujer. Pese a esto, la casa de subastas Parke Bennet de Nueva York siguió adelante con la venta.

A la puja asistieron numerosos coleccionistas privados y Alfonso de Borbón, quien pujó por la joya, sin éxito. De esta forma es como el actor Richard Burton adquirió la Perla Peregrina. La compró para regalársela a Liz Taylor, quien la tuvo entre sus joyas personales hasta el día de su muerte.

Elizabeth Taylor

A finales del año 2011, salieron a subasta las joyas de la ya fallecida Elizabeth Taylor. Entre todas las piezas se encontraba la prestigiosa Perla Peregrina. Fueron 9 millones de euros los que se pagaron por esta joya, que la actriz engarzó en un collar de diamantes, aunque se desconoce quien fue su comprador, en el libro, ‘La leyenda de La Peregrina’ de Carmen posadas, se indica que fue una persona de los países árabes.

Sue Helen Rodríguez
Periodista, amante del mundo digital, de la cultura y la lectura.
ARTÍCULOS RELACIONADOS
-Publicidad -

WHISPERS

Charléne recibe emocionada a Alberto de Mónaco y los...

Una imagen vale más que mil palabras, es al parecer el dicho al que se ha acogido Alberto de...

INSTAGRAM

MÁS HISTORIAS

- Publicidad -