InicioEntrevistasDominique Bluhdorn promueve el quehacer inventivo de artistas

Dominique Bluhdorn promueve el quehacer inventivo de artistas

Fotos: María Elena Moré

MECENAS.

En su ADN tiene impregnado el amor por las artes y la cultura, siendo esto el mayor legado que pudo haber recibido de sus padres, especialmente de su progenitor Charles Bluhdorn, de quien conoció directamente esa fiel vocación de transformar la vida de las personas, a través de estos ámbitos que son tan necesarios para el desarrollo de la sociedad. Gracias a su compromiso de fomentar el arte en la nación dominicana y de continuar la impronta que forjó su papá, esta visionaria creó un espacio creativo que ha brindado la oportunidad de potenciar el quehacer inventivo de muchos de los artífices emergentes que han colocado el nombre del país en el culmen de la industria artística.

Su visión cosmopolita le ha permitido descollar en el mundo del arte y la cultura, ¿cómo ha sido su trayecto por estos ámbitos?

Tuve la suerte a temprana edad de poder acompañar a mis padres –quienes eran de origen francés y austríaco– en muchos de sus viajes, pude conocer culturas distintas, visitar museos y aprender sus expresiones artísticas. También, estudié con una maestra de Historia del Arte, Margaret Scolari, quien era esposa de Alfred Barr, fundador del Museo de Arte Moderno de Nueva York. Tuvimos una relación muy especial. Ella me enseñó la diferencia entre mirar y ver, y me transmitió su pasión por las artes visuales. De ahí llegaron muchos mentores a mi vida, en las artes plásticas, música, cine, y por supuesto, diseño. Mi juventud fue llena de enseñanzas y experiencias valiosas y formativas.

Gracias a su gestión a favor del arte nacional, República Dominicana cuenta con una academia artística de gran prestigio; ¿de dónde surgió la iniciativa?

Mucho antes de que la economía naranja se convirtiese en un término estrechamente relacionado al concepto del crecimiento a través de la creatividad, tuve la necesidad de la alfabetización visual, formando diseñadores y artistas que pudiesen convertirse en agentes de cambio en lo que era en ese momento una economía en desarrollo en la República Dominicana, así como en el exterior. La idea de desarrollar una escuela en el 1983 fue con el objetivo de satisfacer las crecientes demandas de la República Dominicana, un país en el que mi padre creyó mucho. Chavón se creó en respuesta a la necesidad de que el diseño pudiese asistir en las áreas de desarrollo comercial e industrial requeridos por una economía en desarrollo en la nación dominicana.

Usted siendo la alma mater de Chavón la Escuela de Diseño, ¿cómo se siente al ver los frutos de esta academia de arte?

Un gran número de egresados de Chavón, más de 2,000 y en su gran mayoría dominicanos, juegan un papel fundamental en el mundo del arte, comercio e industria, tanto en el país como en el extranjero. Para los que hemos trabajado en Chavón, nos da una gran satisfacción ver que la Escuela de Diseño ha sido un catalizador educativo que formó una generación de jóvenes que han sido agentes de cambio y transformación para múltiples industrias. 

Dominique Bluhdorn artistas

¿Qué sentimientos afloran en usted cuando ve triunfar en aguas extranjeras a egresados de Chavón?

Me complace ver que la consistencia y calidad curricular de la escuela han resultado en el éxito internacional de nuestros egresados. Nuestro equipo siente satisfacción y orgullo al ver lo lejos que nuestros graduados han llegado y cómo Chavón ha sido su trampolín. 

¿Cuál entiende usted es el mayor legado que ostenta de su padre Charles Bluhdorn?

Creo que mi padre estaría muy impresionado al ver los cambios importantes que han hecho de la economía dominicana y de darse cuenta que aquella visión que tuvo hace tantos años jugó un papel, no solo para el turismo, también como el motor que dio inicio para la Economía Naranja en el mundo de las profesiones en el mundo del arte y diseño. Creyó en mí desde temprano y me dejó un gran sentido de disciplina y ética laboral, lo cual mantengo hasta el día de hoy. 

Usted como mecenas, ¿a cuáles artistas usted le ha promovido sus obras?

Aquellos artistas que son auténticos, apasionados con su arte, con un talento desconocido, son los que trato de apoyar. Ser un diseñador, un realizador de cine, un artista plástico, requiere trabajo, capacidad, y disciplina, así como ideas. Esos son los artistas, en cualquiera de las disciplinas, que encuentro interesantes.

En ese mismo tenor, ¿cómo cataloga el hecho de que el país cuente con la Ley de Mecenazgo 340-19?

Entiendo que la Ley 340-19 es algo de gran valor para la República Dominicana. Cualquier iniciativa gubernamental o privada que facilite y promueva el desarrollo cultural es de suma importancia para el país. Como presidenta de una fundación que comparte esa misión, aplaudo el interés y gestión de poder continuar apoyando todas estas industrias que tanto aportan a la nación.

¿Cómo visualiza a República Dominicana en materia del fomento artístico?

Veo a la República Dominicana como un país referente en América Latina, donde abunda el talento artístico, así como la pasión y entusiasmo por el apoyo en el arte, cultura y diseño.

Milagros De Jesús
Periodista, locutora y maestra de ceremonias. Amante de la escritura creativa y de las buenas historias.
ARTÍCULOS RELACIONADOS
-Publicidad -

WHISPERS

El plan establecido para las honras fúnebres de la...

1926-2022 Ya es oficial, ¡La reina Isabel II falleció hoy!, dejando tras su partida el luto en la monarquía británica...

INSTAGRAM

MÁS HISTORIAS

- Publicidad -