Tacones Cercanos: Enemigos íntimos

Así que, mi querido lector, si usted piensa que no tiene enemigos, reciba mis más sinceras felicitaciones. Pero si alguna vez se llega a sentir desganado, sin impulso, falto de metas o sueños por atrapar… ¡búsquese un contrario al que admirar sanamente, que le resulte inspirador y le rete a salir de su cueva tranquila! Y no estoy hablando de envidia, que es la simple satisfacción por la desgracia ajena, sino de esas personas que con su brillo nos van iluminando el camino, germinando en nosotros los deseos de ir a la par o, incluso y sin desesperarse, un pequeño pasito por delante.

Tacones Cercanos: Remordimientos

He intentado evitarlo pero, mis queridos lectores, me ha resultado imposible: esta columna contiene irreductiblemente un spoiler…

Tacones Cercanos: Mentiras Piadosas

“Yo le quería decir la verdad, por amarga que fuera, contarle que el universo era más ancho que sus caderas, le dibujaba un mundo real, no uno color de rosas, pero ella prefería escuchar mentiras piadosas”. JOAQUÍN SABINA

Tacones Cercanos: “¿Saber o no saber? Esa es la cuestión”

La esposa le pregunta quién le ha escrito y por qué. El hombre está turbado, niega con la cabeza hasta que el anfitrión aparece en el comedor con un teléfono en la mano: “lo he enviado desde el celular de mi hija”, se ríe exageradamente, “¿el juego acaba de empezar y ya vamos a discutir?”. Se sienta a la mesa, descorcha una botella de vino, y propone un brindis.

Tacones Cercanos: A solas con uno mismo

Pero, no es sobre la esperanza (ni sobre los escalones por los que hay que rodar hasta aprender a no caerse) sobre lo que voy a reflexionar hoy...

Tacones Cercanos: Volver, volver, volver

“Irse no es dejar de estar. Me doy cuenta de que en los últimos cuarenta años me he dedicado a escapar de ese lugar. Mis personajes nunca pudieron salir y yo nunca pude volver”.

Tacones Cercanos: Especulaciones

“Love, Rosie” termina bien. Después de muchos años, de estrepitosas caídas y afortunados renacimientos, la pareja consigue cerrar el ciclo. El chico y la chica que siempre tuvieron miedo a hablar de frente, lo hicieron y, suponemos, vivieron felices y comieron perdices durante una larga y apacible vida.

«Posverdad y amor»

“Posverdad: palabra que denota aquellas circunstancias en que los hechos objetivos influyen menos en la formación de la opinión pública que los llamamientos a la emoción y a las creencias personales”

S.O.S Auxilio

¿Cómo contenernos de gritarle al mundo (con algún indecente pantallazo) que “fulanita de tal” nos ha traicionado?

Madurez: Divino Tesoro

TACONES CERCANOS. Gabriela Llanos “Madurez: Divino Tesoro” Juré que jamás lo haría, pero, finalmente, cedí a la tentación y… ¡Me fui la mar de contenta al cine...

WHISPERS

Agatha Ruiz

Agatha Ruiz fiel a su esencia, presenta su nueva colección en...

Agatha Ruiz de la Prada ha cerrado la primera jornada de la pasarela madrileña con un desfile vital, lleno de color y...

MAS HISTORIAS